Seguimos siendo líderes en los índices de esperanza de vida europeos: Estado de la salud en la Unión Europea 2017

El estado de salud en la Unión Europea es una iniciativa de dos años realizada por la Comisión Europea que proporciona a los responsables políticos, grupos de interés y profesionales de la salud, datos y datos comparativos reales sobre la salud y los sistemas de salud en los países de la UE.

Hace pocos días la Comisión Europea ha publicado los 28 perfiles sanitarios nacionales que nos proporcionan un análisis detallado de los sistemas sanitarios de los Estados miembros de la UE. En ellos se analizan la salud de la población y los factores de riesgo importantes, así como la eficacia, la accesibilidad y la resiliencia de los sistemas sanitarios en cada Estado miembro de la UE (ver informe de acompañamiento aquí).

Informe de la Unión Europea

El informe destaca cinco interesantes conclusiones transversales:

  • La promoción de la salud y la prevención de las enfermedades allanan el camino para un sistema sanitario más eficaz y eficiente. Aparte de unas inversiones desequilibradas en prevención, deben abordarse las desigualdades sociales, como demuestran las diferencias en el cribado del cáncer o la actividad física entre las personas con niveles elevados o bajos de renta y educación.
  • Una Atención Primaria sólida permite orientar eficazmente a los pacientes a través del sistema sanitario y contribuye a evitar gastos innecesarios.
  • La asistencia integrada garantiza que los pacientes reciban una atención sanitaria coordinada.
  • Una planificación y una previsión proactivas del personal sanitario hacen que los sistemas sanitarios puedan adaptarse a los cambios futuros.
  • Los pacientes deberían constituir el elemento esencial de la próxima generación de datos sanitarios mejorados para las políticas y las prácticas. La transformación digital de la sanidad y la asistencia contribuye a destacar los resultados y experiencias del mundo real que tienen importancia para los pacientes, y ofrece un gran potencial para reforzar la eficacia de los sistemas sanitarios.

Vale la pena echarle una vista al perfil sanitario de nuestro país. El perfil sanitario analiza el estado de salud, los factores de riesgo, el sistema sanitario, y el desempeño del sistema sanitario. Con respecto al estado de salud, destacan que la esperanza de vida en España es la más elevada de los países de la UE, que la mayoría de las muertes en España se deben a enfermedades cardiovasculares o cáncer, que los trastornos musculo esqueléticos se encuentran entre las principales causas de años de vida perdidos ajustados por discapacidad AVAD, y que la mayoría de las personas en España asegura tener buena salud pero existen diferencias entre los grupos sociales.

Con respecto a los factores de riesgo, afirman que estos son determinantes importantes de la salud en España. Alrededor del 25 % de la carga total de enfermedades en España en 2015, medida en términos de AVAD, podría atribuirse a factores de riesgo por estilos de vida, incluido el tabaquismo, el consumo de alcohol, los riesgos alimentarios y la inactividad física.

  • El tabaquismo sigue siendo elevado entre los adultos, a pesar de cierta reducción. Las tasas de tabaquismo en España siguen estando entre las más altas de los países de la UE y suponen una de las principales causas de muerte prematura.
  • El consumo excesivo de alcohol es relativamente bajo entre los adultos pero alto entre los adolescentes.
  • Las tasas de sobrepeso y obesidad son relativamente altas, especialmente entre los adolescentes. En 2014, uno de cada seis adultos (16,2 %) sufría obesidad, un incremento en comparación con uno de cada ocho (12,6 %) en 2001. Existe una diferencia sustancial en las tasas de obesidad según el nivel de educación: las personas con el nivel educativo más bajo tienen más del doble de probabilidades de sufrir obesidad que aquellas con mayor nivel de educación.
  • La actividad física entre los adultos es especialmente baja. En 2014, menos del 50 % de los adultos aseguraron realizar al menos una actividad física moderada todas las semanas, la segunda tasa más baja de los países de la UE (después de Rumanía).

 

Ver infografía EU HEALTH.

Artículo publicado en el Blog del Grupo de Educación Sanitaria

y Promoción de la Salud PAPPS

Paco Camarelles