La semFYC colabora en un sistema que mejora la atención de salud a las personas migradas

Es la primera participación de la entidad en un proyecto del nuevo programa de investigación H2020, auspiciado por la Unión Europea.

Es un hecho comprobado que en Europa el flujo migratorio de personas va en aumento y esta situación genera una gran cantidad de retos que deben ser afrontados por los países que forman parte de la UE. A menudo, las personas que migran a otro país se enfrentan a problemas de atención sanitaria, de aislamiento, o de desconocimiento de oportunidades laborales que en muchas ocasiones están vinculadas a dificultades causadas por una falta de comunicación efectiva.

KRISTINA es un proyecto de investigación financiado por la UE, cuyo objetivo es la investigación y desarrollo de tecnologías para crear un agente humano socialmente competente y comunicativo que se pueda ejecutar en dispositivos de comunicación móviles y que sirva para ayudar a la atención sanitaria de los migrantes con barreras lingüísticas y culturales en el país de acogida.

Cinco países intervienen en este proyecto (España, Holanda, Alemania, Francia y Grecia) a través de las nueve entidades participantes, entre las que se cuentan la semFYC, las Universidades de Ulm, Ausburgo y Tübingen (Alemania), La Cruz Roja de Alemania, las empresas tecnológicas y de investigación Almende (Holanda), Vocapia Research (Francia) y CERTH (Grecia), así como la Universidad Pompeu Fabra (España), que actúa como coordinadora.

El proyecto se desarrollará durantes los próximos tres años e incidirá muy especialmente en la búsqueda de la gestión del diálogo, el análisis de la comunicación hablada, facial y gestual, y la comunicación multimodal. La validez de la tecnología desarrollada se evaluará mediante dos fases piloto con diferentes tipos de usuario.

El primer caso piloto consistirá en la evaluación del agente tecnológico en dos escenarios en Alemania: en primer lugar, con la evaluación de la comunicación natural en personas de edad avanzada de procedencia turca en un contexto geriátrico y de dependencia, y en segundo lugar, en un grupo de cuidadores de origen polaco que atienden a personas con demencia.

El segundo caso piloto evaluará la información que las personas migradas procedentes del Magreb tienen sobre el sistema sanitario del país de residencia, concretamente, se trabajará con personas establecidas en la ciudad de Málaga. El software del proyecto proporcionará información en la lengua nativa del usuario (en este caso árabe) sobre temas cruciales para su salud, relacionadas con los recursos sanitarios a su alcance, así como recomendaciones sobre salud mental, salud sexual y reproductiva, entre otros.

Más información en: kristina.taln.upf.edu/en

horizon_2020